"Aquel que trabaja con sus manos es un obrero. El que trabaja con sus manos y su cabeza es un artesano. El que trabaja con sus manos, su cabeza y su corazón es un artista ".

San Francisco de Asís.

La Escuela Waldorf Ak Lu'um se basa en las enseñanzas antroposóficas del filósofo humanista Rudolf Steiner. Con el objetivo de educar a los seres humanos libres, creemos en apoyar las etapas naturales de desarrollo del niño. Usamos la belleza y la verdad del medio ambiente como una fuerza formativa en el mundo infantil, fomentando la observación aguda y la reverencia por la vida. Los maestros se dedican a encender un entusiasmo interno por el aprendizaje dentro de cada niño. Todos los temas se presentan de una manera imaginativa y dinámica, lo que elimina la necesidad de pruebas competitivas o motivaciones basadas en recompensas. Los niños están motivados desde adentro (como de hecho necesitarán ser adultos) y pueden ganar la capacidad de disfrutar aprendiendo durante toda la vida.

En Ak Lu'um creemos que la educación en la familia y en la escuela, el segundo hogar de un niño, es la clave del cambio. Es evidente que se necesita un cambio fundamental si queremos vivir de manera armoniosa y no destructiva. Esta es nuestra filosofía Waldorf: un currículum de sanación que está arraigado en una profunda comprensión del ser humano, fortaleciendo la conexión con los ritmos de la naturaleza y las facultades que resaltan nuestra humanidad.

Estamos trabajando para desarrollar:

  • Una vida comunitaria y familiar saludable.
  • Un desarrollo integral de la infancia.
  • Alegría en el proceso de aprendizaje.
  • Una educación enfocada en la integridad en cuerpo, alma y espíritu.
  • Excelencia intelectual, imaginación fertil, memoria fuerte y habilidades para la resolución de problemas.
  • Un adecuado manejo del estrés.
  • Un uso de los medios acorde con la edad del niño.
  • Ejercicio de un adecuado juicio ético y moral.
  • La percepción de la belleza del medio ambiente como fuerza formativa en el mundo infantil

Nuestra educación combina sólidos valores humanos con un sentido de asombro por el mundo que nos rodea.

Buscamos crear y nutrir una imaginación saludable, flexibilidad y fuerza interior para enfrentar un mundo en constante cambio. 

Nuestra comunidad Waldorf integra a niños de variados orígenes económicos y culturales. Promoviendo que maestros, niños y padres se apoyen y eduquen mutuamente.

Una comunidad de calidad y sin fines de lucro da la bienvenida a niños de todas las capacidades de aprendizaje y les enseña armonicamente cabeza, corazón y manos. 

Nuestra comunidad es autosostenible y  todos los miembros pueden aprender y desarrollar estrategias ecológicas para el futuro.

Nuestro objetivo es fomentar la apertura del corazón, la mente y el espíritu en un entorno multicultural. Buscamos sembrar las semillas de actitudes positivas, éticas, independientes y compasivas para la vida. Esto a su vez requiere maestros calificados, talentosos, experimentados y bien preparados, así como padres comprometidos con la educación de sus hijos.